Blog 29 Julio

Ya se ha señalado que en los negocios que se plantean en la actualidad los científicos de la información van a ser imprescindibles. No puede haber, en los tiempos que corren, una compañía que no planee utilizar los datos producidos diariamente para mejorar sus decisiones.

Para aprovechar estos datos necesariamente tiene que utilizar la tecnología disponible para el análisis informático. Esta tecnología consiste en el desarrollo de algoritmos específicos que consigan extraer la información que se precisa en cada decisión. Para el desarrollo y la planeación de estos algoritmos se requiere de la participación de un experto de la información.

Antes del desarrollo tan rápido de la tecnología, esta tarea era responsabilidad del líder de TI en las compañías. Sin embargo, la complejidad que exige la cantidad de información que usamos en la actualidad hace que estas tareas excedan las calificaciones de estos profesionales.

Por eso, al referirnos a un experto de la información estamos hablando en realidad de un profesional formado como científico de la información, o científico de datos, profesión que está en auge en la actualidad, tanto en cantidad como en calidad.

No sólo son muchas más las universidades en el mundo que ofrecen el programa de científico de datos, sino que además los estándares de calidad de esta carrera están creciendo paralelamente. Requisitos de Maestría, Doctorado y especializaciones similares son exigidos para los profesores y docentes de estas carreras. También las capacidades tecnológicas de las universidades deben crecer para garantizar altos niveles de calidad.

La situación es tal, que ya son muchas las compañías que están invirtiendo para fortalecer programas educativos de este tipo, como es el caso de IBM o Forrester, que han puesto una gran cantidad de dinero en el desarrollo de programas en línea para desarrollo de habilidades de análisis informático.

Lo que se espera lograr es crear plataformas de entrenamiento cada vez más detalladas que sirvan para que los futuros científicos de la información puedan ganar experiencia y entender cómo funciona la información para hacer que ésta entregue lo mejor de sí misma.

La creación de arquitecturas complejas servirá para que los profesionales del análisis puedan entrar a las compañías y lograr adaptar las herramientas informáticas a las necesidades del negocio. Esto lo podrán hacer a partir de su familiaridad con los procesos de extracción y combinación de grandes cantidades de datos.

Además de esto, los programas también están enfocando sus desarrollos hacia el mejoramiento de las habilidades financieras y de negocio que pueden tener los científicos. Con esto podrán alinearse realmente con las estrategias de los gerentes y sacar el mayor provecho de la información disponible para ellos.

¿Cómo puede un científico de la información mejorar tu negocio? Tomando la información que creías era obsoleta, y haciendo que funcione en consonancia con las estrategias de gestión corporativa que has diseñado.

- dexon

0 Comment

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *